Gables Montessori Blog

Cómo los niños aprenden

El uso de los materiales se basa en la aptitud única de los niños pequeños para aprender, la cual Dra. Montessori identificó como la “mente absorbente”. En sus escritos con frecuencia comparaba la mente joven a una esponja. Se absorbe literalmente la información del ambiente. El proceso es particularmente evidente en la forma en la que un niño de dos años aprende su lengua nativa, sin instrucción formal y sin el esfuerzo consciente y tedioso que un adulto debe hacer para dominar una lengua extranjera. La adquisición de la información de esta manera es una actividad natural y agradable para el niño pequeño que emplea todos sus sentidos para investigar sus interesantes alrededores.

Dado que el niño conserva esta capacidad de aprender mediante la absorción hasta que es casi siete años, la Dra. Montessori pensó que su experiencia podría enriquecerse en un aula en la que podía manejar materiales que introducen información educativa básica. Más de 100 años de experiencia han demostrado su teoría de que un niño pequeño puede aprender a leer, escribir y calcular de la misma manera natural que aprende a caminar y hablar. En un aula Montessori el equipo le invita a hacerlo en sus propios períodos de interés y disponibilidad.

La Dra. Montessori siempre hizo hincapié en que la mano es el principal maestro del niño. Con el fin de aprender debe haber concentración, y la mejor manera para que un niño pueda concentrarse es fijando su atención en una tarea que está llevando a cabo con las manos. (El hábito adulta de garabatos es un vestigio de esta práctica). Todo el equipo en un aula Montessori le permite al niño reforzar sus impresiones casuales invitándolo a usar sus manos para el aprendizaje real.

1 Comment

  • Priest julio 8, 2016 - 11:19

    Exemtrely helpful article, please write more.

    Responder


Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *